Día de Muertos, Oaxaca
8 junio, 2019
¿FICA? Lo que debes saber.
8 junio, 2019
5 cantinas increíbles de CDMX




5 Cantinas de la Ciudad de México, que no te puedes perder.

Si hablamos de cantinas y pulquerías tradicionales tenemos que volcar la mirada al centro histórico de México. Claro, hay vida más allá del centro y lugares como Xochimilco no le piden nada al centro en ningún sentido, pero eso ya será contenido de otro post. Por lo demás, quizá al lector conocedor le sorprenda la falta de la icónica Ópera con su balazo villistas o el tradicionalísimo Gallo de Oro, pero ambos, para bien o para mal, son ahora más restaurantes que cantinas. Por ello hemos excluido esos lugares y presentamos en su lugar las siguientes cantinas y pulquerías que debes visitar con tus amigos:

 

 

 


  1. La Faena

Si hablamos de cantina tradicional no podemos pedir algo “fífí”. Nos vamos a encontrar con un lugar más bien “cutre”, pero eso es lo que le da parte de su encanto. La Faena, como su nombre sugiere, también pretende ser un museo taurino, pero lo descuidado de sus figuras le da un toque más bien lúgubre que es matizado por el excelente ambiente del lugar. Una rocola reina sobre el lugar y cada quien puede poner canciones que hagan bailar o llorar a todos los “alegres” que brindan por la vida en el lugar. El precio es muy barato y, a diferencia de otros lugares, no te entregan agua en vez de cerveza. Y lo mejor, al más puro estilo de las viejas cantinas, la botana acompaña a los tragos qué pides. No desesperes con los chicharrones iniciales y deléitate con las quesadillas que llegan tras la tercera ronda.

Dirección: Calle de Venustiano Carranza 49, Centro Histórico CDMX.

  1. La India

Otra cantina que nos ofrece las icónicas botanas junto a nuestros tragos y que, además, es puedes consumir comida un poco más fuerte que te ayuden a sobrellevar mejor los tragos de más que te has echado. Aunque el espacio fue renovado y dotado de un estilo peculiar en tiempos recientes, la verdad es que los cien años que festejó en 2015 se ven reflejados en el espacio y en el servicio. No te desesperes si no te atienden rápido, pon una buena cara y disfruta de la deliciosa cerveza de barril mientras te zampas su delicioso coctel o alguna de sus botanas. Eso sí, lo conveniente sería iniciar en este lugar porque cierra temprano.

Dirección: República del Salvador 42, Centro Histórico CDMX.

  1. Las dualistas

Si en un lugar converge lo viejo y lo nuevo es esta pulcata. Si uno va, el ambiente juvenil que impera tanto en el hermoso diseño de sus paredes como en la clientela, te hace imposible creer que el lugar es una de las pulquerías más antiguas del país y que su edad está en torno a los 105 años de edad. Es una opción que debe considerar como un inicio, porque cierra relativamente temprano y la gratuita botana vuela. Sin duda, debes probar alguno de los 45 curados que ofrecen, los cuales van variando cada día, por lo que es un lugar que podrás visitar cien veces y siempre tendrá algo nuevo que ofrecerte. No te dejes llevar por la leyenda negra del pulque y no hay mejor lugar para conocerlo que en este psicodélico lugar.

Dirección: Aranda 28, Centro Histórico CDMX.

  1. Tío Pepe

Sin duda, lo más icónico de esta cantina es su barra, la cual abarca casi todo lo largo del lugar. No te espantes por la advertencia tradicional de que no se permiten “menores, mujeres y vendedores ambulantes”. Esta cantina ha sido inmortalizada incluso en obras literarias, por ejemplo, el poeta William Burroughs en su libro Junkie relata un desconcentrante encuentro en este mismo lugar. Destaca de entre todas las cantinas del lugar por su estilo tradicional presente en la arquitectura, los tallados, acabados y fotografías, así que transpórtate al México de los cincuentas mientras disfrutas de un buen trago, una rica botana y juegas dominó o póker con tus compas.

Dirección: Independencia 26, Centro Histórico CDMX.

  1. Salón Tenampa y la Hermosa Hortensia

¡Claro! No se puede hablar de cantinas en el centro y no tomar en cuenta ninguna de Garibaldi. La plaza nos ofrece muchísimos lugares donde comer y beber, pero sin duda estos dos edificios deben ser considerados como puntos obligados. Por un lado, el salón Tenampa fue fundado cuando los mariachis llegaron a la plaza allá por el año de 1925. Si eres fan del siglo mexicano, quizá le reconozcas y hasta te haga sentir parte de ese México que ha quedado atrás. Prueba su bebida de la casa, tequilas y mezcales o saborea su peculiar sazón. Justo al lado está La Hermosa Hortensia, una de las pocas pulquerías tradicionales que quedan en el centro. Prueba sus magníficos curados en un ambiente que te lleva a comprobar porque para los antiguos el pulque era la bebida de los dioses.

Dirección: Plaza de Garibaldi, Centro Histórico CDMX.

David Eduardo Vilchis Carrillo

@vilchis_carrillo

 

 



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.